Tipos, nombres y cuidados de Frutales

Si estás cansado de ir al supermercado a por fruta ¿por qué no plantas frutales en tu jardín o terraza?

Es una buena elección, ya que hoy en día a la fruta les ponen todo tipo de abonos químicos y otros componente que perjudican tu salud y la de los tuyos.

Por eso queremos que tu plantes tus frutales, con esa finalidad hemos querido darte los mejores consejos para que plantes árboles frutales en tu casa o huerta. En esta sección podrás encontrar información como frutales tropicales, frutales en macetas, frutales enanos, frutales de hoja perenne, frutales de secano, frutales mediterraneos y muchos más tipos de frutales que puedes plantar.

¡Esperamos que lo aproveches!

Artículos de Frutales

La agricultura de secano es una forma de agricultura que sólo necesita el agua que aportan las lluvias. Este tipo de cultivo tiene algunas ventajas, como el poco uso de mangueras de riego y el ahorro de agua.

El árbol caducifolio es aquel que estacionalmente pierde sus hojas y luego las renueva. En las regiones templadas, después de unos meses de mucho calor, empiezan a caer y caer tanto que las hojas no aguantan.

Los árboles frutales son muy especiales porque, desde el punto de vista de la alimentación, producen durante muchos años. Las frutas son una fuente de vitaminas y minerales, algunas también pueden contener grasas, aceites y proteínas.

Los árboles de hoja perenne se encuentran entre las primeras plantas que se deben plantar en un jardín. Son los que alcanzarán mayor tamaño, y serán los pilares alrededor de los cuales cobrará vida el lugar.

Los árboles frutales enanos tienen ventajas significativas sobre los árboles frutales ordinarios. El portainjerto seleccionado hace que el cultivo se adapte mejor a la maceta porque produce menos raíces y crece menos.

El aguacate o palta es el fruto del aguacatero, que pertenece a la familia de las lauráceas, unas plantas leñosas que crecen en climas cálidos.

Fisalis es una planta inusual en muchos sentidos. Para empezar, esta variedad tiene un envase único. Los frutos, del tamaño de una cereza, están encerrados en un dosel de muchas hojas de color verde pálido

El coco (Cocos nucifera) es una planta verdaderamente tropical. Es una planta tropical húmeda y cálida que produce entre 30 y 40 cocos al año y puede llegar a los 150 en lugares ideales.

La berenjena es una planta que da un fruto que parece una hortaliza morada con forma de globo. A veces se llama berenjena, pero en realidad es una baya con una piel lisa.

¿Quiere cultivar sus propios melones amarillos este verano? Estas frutas veraniegas pueden cultivarse en jardines y macetas, en el interior o en el exterior. 

El cerezo es un símbolo de amor, amistad y lealtad. Representa la esperanza y la realización de los sueños. Sus delicadas flores rosas aparecen justo cuando parece que el mundo se ha sumido en la oscuridad, calentando nuestros corazones con su belleza.

Cultivar un limonero no es difícil y puede ser una experiencia gratificante. Si sigues estos consejos, podrás cultivar un próspero limonero.

Si quieres disfrutar de peras frescas todo el año, cultivarlas tú mismo es la mejor manera de hacerlo. Con estos consejos, estarás en el buen camino para cultivar un peral sano.

Como puede ver, no hay nada complicado en el cultivo de un limonero lunero. Son increíblemente fáciles de cuidar y producen una fruta excelente

Los manzanos silvestres, tal vez los segundos en popularidad después de las manzanas de cangrejo, son un elemento básico en muchos jardines otoñales.

El palo santo, también conocido como «madera sagrada» o «árbol del incienso», es una conífera originaria de Sudamérica.

Los naranjos están entre los árboles frutales más tolerantes a la sequía y son también de los más fáciles de cultivar.